Alamos

 A lo largo del siglo XIX, Alamos mantiene su actividad minera, llegando a tener una casa de moneda propia. En sus edificios importantes están el Palacio Municipal y el mercado, obra de Ignacio Mendívil. De esta época de prosperidad data gran parte de su buena arquitectura doméstica en la que radica uno de sus mayores atractivos. estas calles y sus portadas a la calle son su patrimonio más señalado. Como tantas poblaciones de origen colonial. Álamos tiene un rostro decimonónico bien integrado al anterior. El cierre de las minas, así como la inestabilidad política de las décadas del movimiento revolucionario, originaron su decadencia reduciéndose por un tiempo a la condición del pueblo fantasma. Pero el turismo y una nueva clase de residentes, como los pensionistas norteamericanos han rescatado muchas de sus casas. Entre los templos aún puede admirarse la Parroquia de la purísima Concepción, del siglo XVIII y la Capilla de Nuestra Señora de Zapopan del siglo XIX.         http://www.sonoraturismo.gob.mx/destinos/ciudades/alamos/

This entry was posted in Turismo and tagged , , , , . Bookmark the permalink.

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s